Los Medias Rojas de Boston pegaron primero en la serie al derrotar 4-1 a los Twins de Minnesota en el Fenway Park.

Boston se amparó en otra salida de calidad del estelar Chris Sale y en una oportuna ofensiva para conquistar su victoria 42 de la temporada.

Sale maniató a los Twins, recibió solo cuatro hits, un jonrón, una carrera limpia y ponchó a nueve en seis y un tercio de entrada. La de anoche fue la segunda victoria Sale ante los Twins en esta temporada.

José Berríos fue el abridor mellizo y se midió de tú a tú con Sale. El boricua cargó con la derrota, tiró pelota de seis y un tercio, toleró ocho inatrapables, cuatro carreras, dos boletos, jonrón y ponchó a 7; pero no contó con el apoyo ofensivo de su equipo.

Los Indios pegaron en el propio primer episodio cuando embasaron a sus dos primeros bateadores y se apoyaron en un roletazo para doble play de Xander Bogaerts y en un cuadrangular de Mitch Moreland para poner la pizarra 2-0.

Berríos apretó el brazo y se mostro dominante, retiró el segundo inning aceptando solo un hit y el tercer, cuarto y quinto tramo los sacó por la vía del uno, dos y tres.

Las cosas salieron bien en el sexto pero se complicaron para los Twins en el séptimo inning cuando Sandy León y Mookie Betts lograron embasarse ante Berríos y Molitor decidió darle la bola al relevista Matt Belisle con un out.