Se escucharon los aplausos cuando integrantes de la policía de Forrest Lake ingresaron al salón donde se ratificaría la propuesta salarial para la corporación. Esto apenas a una semana de que se decidiera disolver el cuerpo de seguridad y pasarle sus tareas al Condado de Washington, decisión que fue repudiada por buena parte de la comunidad por lo que fue derogada a los dos días. Con la resolución de ayer, se asegura la permanencia de los 24 agentes y se garantizan mejores prestaciones.