El representante republicano de Edina, Dario Anselmo, presentó un proyecto de ley que prevé la revocación automática de la licencia de conducir de por vida para cinco o más condenas de DWI y está llamando la atención en el Capitolio del Estado.

Mismo que está por decidir cuántas condenas por manejar en estado de ebriedad hacen que una persona permanezca permanentemente incapacitada para conducir en las carreteras de Minnesota. Para después considerar aprobar esta propuesta.

Se presume que aunque la medida lleva la etiqueta de “vida útil”, los conductores tendrían la oportunidad de redención si cambian de actitud y no se topan con problemas durante una década.