Muchos automovilistas llegaron tarde a casa la tarde de este miércoles luego de que las autoridades cerraran un tramo del Freeway 35W, cerca del cruce con la carretera 55. De acuerdo al parte policiaco, se recibió el reporte de un artefacto extraño a la orilla del camino, del cual se sospechaba podría ser una bomba. Elementos de la patrulla estatal, con la ayuda de un robot, lograron determinara luego de dos horas que el artefacto no ofrecía peligro alguno y se reabrió la circulación de vehículos, así como de los trenes de las líneas azul y verde.