Si usted usa frecuentemente el puente de la avenida tercera sobre el Río Mississippi, tendrá que buscar una nueva ruta por al menos dos años. A partir del lunes será cerrado el paso sobre esta vía para someterla a trabajos de remodelación que tendrán un costo de 130 millones de dólares. En las obras se mantendrá la apariencia original pues se considera una construcción histórica, pero se remodelarán las superficies de rodamiento para permitir carriles para bicicletas y peatones. El puente presenta el deterioro de sus 102 años de vida y se espera que con estos trabajos, sirva sin problema durante otros 50 más.