Luego de dos meses en que se presentaran los hechos donde perdió la vida George Floyd, y esto pusiera una vez mas a Minneapolis en las noticias internacionales, los vecinos del lugar donde ocurrió la tragedia, no están tan conformes con las manifestaciones que se han puesto en el sitio para recordar a Floyd. Señalan que, al estar cerrado el paso, les causa problemas para acceder tanto a sus casas como para salir al trabajo. A la vez, el Concejo de la Ciudad de Minneapolis analiza algunos cambios, como re nombrar el segmento de la calle Avenida Chicago entre la 37 y la 39 para ponerle el nombre de Floyd. Esta ultima decisión se votaría el próximo tres de agosto.