Casi todas las propuestas necesitan 60 votos para avanzar en el Senado que está bajo el control republicano 53-47.    Los republicanos se unirían para terminar el cierre de 34 días con $ 5.7 mil millones para el muro fronterizo del presidente Donald Trump y renovar las leyes de inmigración. 

            Sin embargo, como los impactos del cierre son cada vez más dolorosos, los legisladores de ambos lados expresaron su deseo de comprometerse en la batalla por la seguridad fronteriza y los problemas de inmigración, como la protección contra la deportación de inmigrantes bajo el programa DACA. Sin embargo, los demócratas insisten en abrir el gobierno primero en lugar de recompensar las tácticas de Trump, mientras que los republicanos advierten que reabrir inmediatamente el gobierno daría a los demócratas demasiada influencia.  Mientras tanto 800,000 trabajadores se ven en una crisis económica debido a la falta de pagos que ha traído el cierre de gobierno.