Dos familias de las Twin Cities vivieron momentos de angustia este fin de semana, derivados de la ola de robo de vehículos que azota al área metropolitana. El sábado se emitió una alerta Amber cuando una SUV fue robada de la cuadra 4200 de la Humboldt en Minneapolis, a bordo del vehículo iba un niño de menos de dos años. La colaboración de la ciudadanía permitió encontrar la camioneta frente a una iglesia en la cuadra 5600 del Brooklyn Boulevard, el infante no presentó daños. Luego, el domingo, una familia en St. Paul pasó por el mismo trago amargo cuando un vehículo tipo Impala, fue robado del estacionamiento de una farmacia ubicada en el 1585 de la Randolph Avenue. A bordo del sedán estaba una niña de seis años; la rápida, movilización de los oficiales permitió localizar el auto a dos cuadras del lugar del robo, y en las cercanías la menor, ilesa.