Un jurado federal en Minnesota otorgó $ 585,000 a un oficial de policía que alegó que 58 compañeros del Departamento de Policía de Minneapolis infringieron una ley federal de privacidad al buscar los datos de su licencia de conducir sin un propósito legal.

El jurado emitió su veredicto el miércoles en St. Paul a favor de Amy Krekelberg. Sus abogados dijeron que otros agentes buscaron indebidamente su información privada 87 veces de 2009 a 2013, información de acceso que incluye su fotografía, dirección, edad, altura y peso, lo que infligió angustia emocional en el proceso.

El caso era uno de los 14 juicios federales en todo el país que presentaban reclamos similares y que destaca la necesidad de contar con una protección de datos más sólida. También fue uno de los muchos casos de este tipo que se presentaron en Minnesota en los últimos años, la mayoría de los cuales resultaron en acuerdos.