Los centros para el control y prevención de enfermedades CDC realizaron un estudio donde el pollo puede ser una opción nutritiva, pero el pollo crudo es a menudo contaminados con microorganismos como Campylobacter  y algunas veces con Salmonella y  Clostridium perfringens . Si come pollo poco cocinado u otros alimentos o bebidas contaminados por el pollo crudo o sus jugos, puede contraer una enfermedad transmitida por los alimentos, que también se conoce como intoxicación por alimentos.

Por eso es importante tener especial cuidado al manipular y preparar el pollo, no laves el pollo crudo. Durante el lavado, los jugos de pollo pueden extenderse en la cocina y contaminar otros alimentos, utensilios y encimeras.

Utilice una tabla de cortar por separado para el pollo crudo, nunca coloque alimentos cocidos o productos frescos en un plato, tabla para cortar u otra superficie que haya tenido anteriormente pollo crudo.

Lave las tablas de cortar, los utensilios, los platos y las encimeras con agua caliente y jabón después de preparar el pollo.