Este lunes, el Gobernador Tim Walz dio a conocer algunos detalles intrigantes de los hechos ocurridos el miércoles pasado en la entidad, como consecuencia de los disturbios que tenían lugar en el Capitolio de los Estados Unidos. Según reveló, elementos de la Patrulla Estatal tuvieron que desalojar a su hijo de 14 años de la Mansión de Gobierno ante el riesgo inminente de actos delictivos por parte del grupo de gente que comenzó a congregarse por fuera del domicilio y que lanzaban consignas como “hay que tomar de rehén al Gobernador” y “va a haber bajas”. En el evento de protesta, estaban seis legisladores Republicanos quienes según Melissa Hortman, presidente de la Cámara de Representantes, tendrán que responder por sus actos. La revelación del Gobernador se dio en medio de una reunión virtual con integrantes del poder legislativo y el mandatario se molestó bastante cuando miembros del Partido Republicanos trataron de comparar los hechos de Washington, con la protesta llevada a cabo hace unos meses por John Thompson afuera de la casa de Bob Kroll diciendo “no es lo mismo, no traten de crear una falsa equivalencia”