Luego del análisis que se hace de los contagios por Covid 19 en Minnesota, el Gobernador Tim Walz decretó una serie de medidas que buscan reducir la velocidad con la que se propaga el virus, sobre todo ahora que baja la temperatura y las defensas del cuerpo bajan, haciendo más probable el contraer el padecimiento. Estas medidas entran en vigencia a partir del viernes 13, a las 10 de la noche. Las medidas principales van dirigidas a bares y restaurantes, y en resumen, se limita la capacidad al 50 por ciento de lo que especifique la licencia del establecimiento y no se podrán reunir más de 150 personas, independientemente de la capacidad del local. Todos los bares y restaurantes deberán cerrar a las 10 de la noche, y no podrán abrir sino hasta las cuatro de la mañana del día siguiente. Todos los comensales deberán estar sentados a la mesa, no se permite deambular por el local. Tampoco se permite el servicio en la barra, a menos que el local no tenga mesas.