La justicia de Irán anunció el martes que se han realizado detenciones relacionadas con el derribo de un avión de pasajeros ucraniano por un misil iraní disparado por error el 8 de enero cerca de Teherán.

“Se han llevado a cabo amplias investigaciones y algunas personas han sido arrestadas”, dijo el portavoz judicial Gholamhossein Esmaili en una conferencia de prensa televisada. El portavoz de Teherán no aclaró cuántas personas habían sido detenidas ni las identificó.

Antes, el presidente Hasan Rohani afirmó que se debe “castigar” a todos los responsables de la catástrofe del Boeing ucraniano en la que fallecieron 176 personas.

Para nuestro pueblo es muy importante que cualquier persona que haya tenido culpa o haya sido negligente en este asunto” sea llevado ante la justicia, dijo Rohani en un discurso retransmitido por la televisión. “Todos los que deban ser castigados, lo serán”.