Un miembro de la Oficina del Fiscal General de Minnesota se queja de que fue acosado mientras intentaba dejar una orden el en Hospital Fairview. De acuerdo a Kayseh Megan, quien es Somalí-Americano, acudió al nosocomio a dejar el documento y un guardia de seguridad de raza blanca lo siguió hasta el auto tomando violentamente la identificación que llevaba. Megan aseguró que este incidente le dejó varios días intranquilo, por lo que tuvo que dejar de asistir a su trabajo. El hospital señala que el empleado de la Fiscalía dejó el sobre en el escritorio de un área que no corresponde, y que su intención era regresárselo para que lo llevara al lugar indicado, sin embargo, Megan insiste en que todo se debió al color de su piel.

Crédito: Foto https://earth.google.com