Muchas voces se alzaron en contra del mandatario, entre ellas la del ex candidato al Senado, Jason Lewis, quien llamó opresor a Walz mientras que quejaba amargamente de que no podría ejercer sus libertades por culpa de la ciencia, y con ello no disfrutaría de la celebración de Thanksgiving. Como era de esperarse, le llovieron críticas por parte de los cibernautas quienes le recordaron que, por actitudes como ésta, es que perdió la elección contra Tina Smith.