El Senador Paul Gazelka, líder de la bancada Republicana en el Senado Estatal, a través de un breve comunicado, aceptó que podría haberse llevado un proceso de comunicación mejor en el tema de la fiesta que sostuvieron integrantes de su partido para celebrar las elecciones. Como oportunamente se lo habíamos informado, la noche de las elecciones, integrantes del Partido Republicano sostuvieron una reunión para festejar los resultados, de acuerdo a varios asistentes, no se observaron las medidas necesarias para prevenir contagios y aun así, los legisladores acudieron a la sesión extraordinaria llevada a cabo la semana pasada. Gazelka no acudió pues desde el lunes había salido positivo a la prueba, pero esperó hasta antier domingo para informarlo. La explicación de Gazelka no dejó conformes a los legisladores Demócratas que reclaman haber sido expuestos sin sentido al contagio.