Los alcaldes de Minneapolis, Bloomington, Brooklyn Center y Golden Valley, así como uno de los concejales de Richfield se pronunciaron esta mañana por que los legisladores hagan su trabajo y generen leyes que eviten que los policías que han cometido faltas graves, puedan regresar a las calles. Se refirieron específicamente a las comisiones que arbitran en los casos de sanciones, y que en muchos casos logran que no se sancione de manera adecuada a oficiales que han mentido en documentos formales, que han actuado con excesiva fuerza, que han dejado de reportar un caso de abuso de fuerza o bien, que no han intervenido cuando un compañero lo hacía. Piden que se tome en cuenta la propuesta de ley de republicano Pat Garofalo que elimina los arbitrajes cuando se trata de empleados públicos. Aseguraron los ediles que están respaldados en esta postura por la asociación de jefes de policía de Minnesota.