La ciudad de Minneapolis presentó su propuesta para abrir de nuevo la circulación en la esquina de la 38 y Chicago a tiempo de la temporada de nevadas. Según los bocetos, proponen construir una rotonda en la intersección en la que irá una escultura que rinda homenaje a George Floyd. La propuesta despertó de inmediato criticas en redes sociales pues el ancho de las ruas no es el adecuado para construir nada en su intersección, menos una rotonda, y se anticipa que se presentaran gran cantidad de accidentes con lo cual la ciudad será objeto de demandas, mismas que se tendrán que pagar con el dinero de los contribuyentes. Vecinos del lugar se quejan de que para estas decisiones han sido tomados en cuenta los grupos de activistas, pero ellos que habitan el sector no.