Rompen record las detenciones este último pasado mes de Noviembre en la frontera de Estados Unidos hacia México.

Las detenciones han crecido en un 78% en comparación con el mismo periodo del año anterior. Además, por tercer mes consecutivo la mayoría de los arrestos han sido de familias y menores de edad. En general, la Patrulla Fronteriza hizo casi 51,856 arrestos el mes pasado, 1% más que los 51,001 registrados en octubre y más de los 29,085 del mismo periodo de 2017. Fue el cuarto aumento mensual consecutivo.

Alrededor de  10,600 personas  fueron arrestadas en la frontera en el mes de  Noviembre. Hubo 65,456 detenidos por ingresar al país sin autorización. Es el nivel más alto desde junio de 2014, durante la mitad del segundo mandato del presidente Barack Obama y en el punto máximo de un alto índice  de familias y niños centroamericanos.

Un gran porcentaje son de Guatemala, El Salvador y Honduras.  Estos se entregan a migración y solicitan asilo. Esto es un cambio diferente con respecto a hace varios años, cuando las personas que cruzaban de forma ilegal eran principalmente mexicanos y no pretendían entregarse al Departamento de Migración. Los solicitantes de asilo centroamericanos tienen bajos índices de aprobación. No obstante, muchos se quedan en Estados Unidos mientras sus casos son verificados por los tribunales de inmigración , un proceso que puede tomar varios años.