En Plymouth, un tren de la compañía Canadian Pacific se descarriló sin que se registraran lesionados. Los hechos ocurrieron en las vías que corren por el Northwest Boulevard y fueron 22 vagones los que se salieron de curso, algunos de ellos se volcaron. El convoy transportaba sulfuro, asfalto y otros materiales que no se derramaron por lo que las consecuencias no fueron tan peligrosas. Personal de la compañía ferroviaria trabajó durante varias horas para poner en la via de nuevo a los carros involucrados.

 

Crédito: Foto Plymouth Police Dept.