Donald Trump, será trasladado a un hospital militar para recibir tratamiento después de ser diagnosticado con COVID-19, dijo este viernes un funcionario de La Casa Blanca.

Trump, de 74 años, será trasladado a una suite especial en el centro médico militar Walter Reed en Bethesda, Maryland, como medida de precaución durante los próximos días.

Los médicos pidieron la medida para que Trump pudiera recibir atención inmediata si fuera necesario, aseguró.

La noticia se produjo después de que el médico de La Casa Blanca, Sean P. Conley, informara que Trump «sigue fatigado pero de buen humor».

El presidente recibió este viernes una dosis de ocho gramos del cóctel experimental de anticuerpos de la farmacéutica Regeneron y completó el tratamiento «sin incidentes» horas después de haber dado positivo por COVID-19, informó Conley.

«Esta tarde, el presidente sigue fatigado pero con buen estado de ánimo», añadió Conley en un comunicado. Añadió que además del cóctel de anticuerpos policlonales de Regeneron, se le suministró zinc, vitamina D, famotidina, melatonina y aspirina.