Hoy las banderas de los edificios federales en todos los estados unidos ondearan a media asta; esto luego de la proclamación que Donald Trump hiciera la tarde del domingo como una forma de homenajear a los dos oficiales que hasta el momento han perdido la vida luego de los lamentables hechos del seis de enero en el capitolio de los estados unidos. Los oficiales Brian Sicknick y Howard Liebengood fallecieron luego de las heridas sufridas al ser atacados por la turba que se apoderó de las instalaciones del recinto. Con esto el total de muertes por este evento se eleva a 6, tres personas por condiciones médicas, una por impacto de bala al tratar de saltar una barrera, y los dos oficiales ya mencionados.